Lea Honduras

  • Aumentar fuente
  • Fuente predeterminada
  • Disminuir fuente

El suicidio de Eli Black y el soborno bananero

05 Noviembre 2016

 

Eli Black

El 3 de febrero de 1975, Eli Black, presidente de United Brands, se suicidó lanzándose del pío 47 del edificio Pan American de la ciudad de Nueva York. Black que había nacido en Polonia en 1921, tenía al momento de su muerte 54 años y se desempeñaba como presidente de United Brand, una de las grandes compañías fruteras del mundo, con plantaciones en muchos países, entre otros Honduras, en donde operaba bajo el nombre de la Tela Railwood Company. La causa de su muerte, fue el descubrimiento por las autoridades de los Estados Unidos, de haber pagado a un alto funcionario del gobierno de Honduras eliminara o redujera el impuesto que el gobierno había establecida por 50 centavos de dólares por cada caja de banano de cuarenta libras, exportada  del país. Los cables internacionales mencionaban como recipientes del soborno el jefe de Estado de Honduras, general Osvaldo López Arellano y a su ministro de Economía, Abrahán Benaton Ramos. Los 2.5 millones de dólares, fueron transferidos por una subsidiaria de United Brand en Europa, a una cuenta numerada en un banco de Suiza. Radio América, trasmitió 16 horas seguidas toda la información al respecto, lo que provocó el estupor de gobernantes y gobernados. El país era víctima, en forma directa, con nombres y apellidos, de un delito que avergonzaba al país, a sus autoridades y a su pueblo.

El jefe de Estado de Honduras era López Arellano. Por iniciativa de los militares probablemente se nombró una comisión encabezada por Monseñor Héctor Enrique Santos Arzobispo de Tegucigalpa e integrada entre otros por Jorge Arturo Reina, rector de la UNAH, Andrés Víctor  Artiles y César Elvir Sierra por parte de los militares. La Comisión viajo a Estados Unidos y Europa. En Suiza se encontraron con el problema del secreto bancario. Regresaron al país buscando la autorización de López Arellano para que se pudiera acceder a sus cuentas bancarias; pero este se opuso. Lo que obligo al Consejo Superior de las Fuerzas Armadas a suspenderlo de los cargos de Jefe de las Fuerzas Armadas y de Jefe del Estado. Benaton Ramos, fue encarcelado durante seis días en la PC. Al no haber pruebas en su contra, fue puesto en libertad. López Arellano jamás fue enjuiciado y el “soborno bananero” se agregó a la larga lista de los casos que nunca se esclarecen en Honduras.